• “El Presidente de Nosotros”

    Maria Gray with POTUS

    Por mas de 40 años, viví felizmente en los Estados Unidos como una residente legal. Nunca considere hacerme ciudadana – no hasta que Barack Obama fue elegido como presidente. El siempre me había gustado. Cuando la campaña para su re-elección comenzó, por la primera vez en mis 67 años decidí que quería mostrar mi apoyo con mas de mi voz – con mi voto.

    Esa fue mi única razón para hacerme ciudadana: esta vez, yo quería votar por Barack Obama.

    Mi hijo fue el que me animo para ayudar. El me dijo, “Por que no te metes en su campaña ahora que se va a reelegir? Vete a una oficina de la campaña y diles que quieres ser una voluntaria. Ellos te van a decir que es lo que puedes hacer.” En ese entonces decidí que debería ayudar a la campaña si lo era posible.

    Yo hago todo lo que puedo para la campaña en Nevada. Trabajo mas de 40 horas cada semana. Cada día, yo y otros voluntarios andamos por todos lados de la ciudad, registrando votantes y tocando puertas. Algunos días salgo a las 8:30 de la mañana y no regreso hasta las 9 de la noche.

    Pero no me importa. Voy a seguir trabajando hasta el ultimo minuto de esta campaña, porque yo quiero que el Presidente Obama sea re-elegido.

    Yo siempre he dicho que el es mi presidente. Es el presidente de nosotros, de los que tienen pocos recursos. Les digo a la gente que registro que miren a los programas de salud que el presidente a puesto. Les cuento sobre los beneficios que he recibido, desde ayuda a pagar mis visitas al hospital hasta atención medica gratis. Le recuerdo a la gente que Presidente Obama esta ayudando a los jóvenes indocumentados, quienes quieren estudiar y merecen la oportunidad para hacerlo, porque ellos son el futuro de nuestro país.

    Estoy feliz que he tenido el privilegio de conocer al Presidente. Cuando el visito Las Vegas en la mitad de agosto, tuve la oportunidad de ir a verlo hablar. Me puse al frente y lleve una revista que tenia a Barack Obama en la portada. Después que termino de hablar, el Presidente se bajo a saludar la gente y se la mostré.

    Espere por cuatro años para ese momento. Me agarro las manos y me dio un beso y le agradecí por todo lo que esta haciendo. Fue muy emocionante para mi conocerlo, porque yo siento mucho respeto por el.

    Por eso es que no me importa trabajar cuantas horas sean. Trabajare hasta el ultimo minuto para que Barack Obama sea reelegido. Y seguiré recordándole a la gente Latina que nosotros necesitamos a el Presidente Obama. El es nuestro presidente.

    GottaVote.com

    Espanol NV